Nigro Notaro Viajes

RABAT

RABAT

Rabat es la capital del Reino de Marruecos y de la región Rabat-Salé-Zemmour-Zaer.

 
La ciudad está situada en la costa atlántica, en la orilla sur y en la desembocadura del río Bu Regreg, que la separa de la vecina ciudad de Salé. Según el censo de 2004 tenía una población de 1.622.860 habitantes, lo que la convierte en la segunda ciudad más populosa del país tras Casablanca. Estas dos ciudades junto con Témara hacen una población de 2 millones de habitantes.
Su alcalde en 2009 es Fathallah Oualalou, de la USFP, elegido el 23 de junio de 2009 gracias a una atípica alianza con los islamistas del PJD, los liberales del Istiqlal, los comunistas del PPS y los centristas del RNI.
 
 
HISTORIA
La historia de Rabat comenzó con un asentamiento conocido como Chellah en la ribera del Bu Regreg, en el siglo III a. C. En el 40 d. C., los romanos se hicieron cargo de Chellah y la convirtieron en el asentamiento romano de Sala Colonia. Roma conservó la colonia hasta el 250 d. C., cuando la abandonó a los gobernantes bereberes, quienes desempeñaron un papel importante en la España musulmana.
El núcleo original de la ciudad fue el campamento fortificado o ribat construido por el sultán almohade Abd Al-Mumin en 1146, aprovechando una alta pared rocosa que domina la desembocadura del río. El lugar fue base para incursiones almohades en la Península Ibérica y fue bautizado como Ribat al- Fath, traducido como «Campamento de la Victoria» o «Fortaleza de la Victoria».
En 1195 su nieto Yaqub al-Mansur proyectó la construcción de una gran ciudad que se extendía sobre más de cuatrocientas hectáreas, rodeada de imponentes murallas y fortificaciones con cinco grandes puertas. En ella debía erigirse una gran mezquita con cuatrocientas columnas para superar a la Giralda de Sevilla y a la Koutoubia de Marrakech, pero las obras fueron detenidas tras su muerte en 1199. De ella sólo ha sobrevivido la Torre Hasan de 44 metros, veinte menos que el proyecto original. Tras su muerte la ciudad fue prácticamente abandonada y en 1260 el rey español Alfonso X conquistó e incendió la ciudad. 
La ciudad no llegó a albergar el número de habitantes para la que fue construida, y desde el fin del imperio almohade, a finales del siglo III, hasta el siglo XVII su importancia decreció considerablemente. Contribuyó a esta decadencia la conquista benimerina de la zona, quienes eligieron a Fez como su capital. De este periodo data la necrópolis de Chellah, situada extramuros de la ciudad.
No fue hasta 1610 cuando la ciudad y la vecina Salé se revitalizaron tras la instalación de numerosos refugiados moriscos expulsados de España. En la fortaleza de los Udaia, la parte más antigua de la ciudad, se instaló parte de la población del pueblo extremeño de Hornachos, fundando durante algunas décadas, la República de las Dos Orillas en Rabat (conocida en Europa como «Salé la Nueva») y Salé, dedicada fundamentalmente a la actividad corsaria contra barcos cristianos. Terminó en 1666, al ser tomado el estuario por los alauíes, dinastía que gobernaría Marruecos en lo sucesivo. Salé mantuvo la actividad corsaria hasta 1829.
Con el establecimiento del protectorado de Marruecos, la ciudad quedó bajo el control administrativo francés. En 1912 el mariscal Lyautey eligió Rabat como capital administrativa del Protectorado francés de Marruecos y en 1956, tras la independencia de Marruecos, la ciudad se convirtió en la capital del país.
Después de la Segunda Guerra Mundial, los Estados Unidos obtuvieron presencia militar en Rabat tomando la antigua base aérea francesa. A principios de la década de 1950, la base aérea Rabat-Salé era una instalación de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF) que albergaba a la 17a fuerza aérea y a la 5a división aérea, que supervisó la llegada a la base del B- 47 Stratojet de la SAC (Strategic Air Command). Con la desestabilización del gobierno francés en Marruecos y la independencia del país en 1956, el gobierno de Mohammed V quiso que los Estados Unidos retiraran las bases de la SAC de Marruecos, insistiendo en dicha acción después de la intervención estadounidense en el Líbano en 1958. Los Estados Unidos acordaron abandonar el país en diciembre de 1959, un proceso que se completó en 1963.
El SAC sintió que las bases marroquíes eran mucho menos críticas debido a la capacidad del largo alcance de los Boeing B-52 Stratofortress, que reemplazaban a los B-47, y por la finalización de las instalaciones de la USAF en España en 1959. Con la retirada de la USAF de Rabat-Salé, el complejo se convirtió en la instalación principal de la Real Fuerza Aérea Marroquí, conocida como la Base Aérea N°1, cuyo estatus aún continúa.
 
 
GEOGRAFÍA
Los barrios de Rabat (quartiers, en francés) se reparten en forma de abanico y están socialmente muy diferenciados. En primer lugar, Uday y Medina se sitúan como eje central para el encuentro del Bu Regreg y del océano Atlántico. Al oeste se suceden una serie de barrios populares y de clase media a lo largo de la costa, como Akkari, Yacoub El Mansour, Massa y el Fath. Un segundo grupo de barrios modestos se dispone a lo largo de las ramblas, bordeando el Bu Regreg, e incluye Youssoufia, Takadoum y Hay Nahda. Entre estos dos radios de los barrios de clase media, sin embargo, se encuentra una amplia diagonal de prósperos barrios como Les
Orangers, Aviation, Mabel, Hassan o Agdal Hay Riad, y ello se refleja en las viviendas de lujo que hay en los barrios Souissi y Embajadores. Este es el lugar de elección para las residencias diplomáticas. Este vasto plano urbano, aireado, con abundante vegetación y nieblas procedentes del Océano, contrasta notablemente con los islotes más estrechos y densos que lo encuadran.
 
Rabat y Salé.
Además, dos grandes proyectos están cambiando la cara de la ciudad: el proyecto Amwaj, cuyo objetivo es la organización de la desembocadura del río Bo Regreg sobre sus dos orillas, con hoteles, residencias de lujo de estilo árabe-andaluz; y el proyecto Sephira, que pretende organizar la cornisa del litoral atlántico mediante la construcción de hoteles, un teatro, un complejo deportivo y residencias de lujo de estilo contemporáneo.
 
 
CLIMA
El clima de la ciudad es clima templado oceánico. En general, el invierno es suave, la temperatura media en enero, el mes más frío, es de 12 °C. En invierno y primavera las precipitaciones son abundantes y frecuentes, casi siempre acompañadas por ráfagas de viento. En verano, la brisa del océano Atlántico suaviza la temperatura de la ciudad. La temperatura en julio, el mes más caluroso, y en agosto ronda los 25 °C.
Los meses más agradables para visitar Rabat son septiembre y mayo, cuando la temperatura diurna es de 22 °C. Las horas de sol al día anuales son de seis horas y media con una temperatura media anual de 15 °C.
 
 
LUGARES DE INTERÉS
En Rabat encontraremos varios lugares de interés, como por ejemplo la Torre Hassan, el Mausoleo de Mohamed V, la kasbah o la medina de la ciudad.
 
• Kasbah des Oudaïa: rábida que domina la desembocadura del uadi Bu Regreg donde se encuentra el museo de Oudayas: la rábida fue concebida al principio como el refugio del museo nacional Joyas.
• La torre Hassan: las ruinas de la mezquita edificada por Ya'qub al-Mansur destruída en el momento del terremoto de Lisboa de 1755 y el mausoleo de Mohammed V, donde reposa el difunto rey Mohammed V y sus dos hijos, el rey Hassan II y su hermano menor Moulay Abdellah.
• La necrópolis de Chella: edificada en 1339, Chella fue un antiguo poblado fenicio, cartaginés y romano.
• La mezquita de Agdal.
• La catedral San Pedro de Roma: situada en la Plaza de Golan. Este edificio, siempre destinado al culto católico, fue completado en 1930.
• Dâr-al-Mahkzen: el palacio real y la sede del gobierno donde trabajan y residen más de dos mil personas. Se accede al palacio por una vasta explanada, el "Méchouar".
• Bab ar-Rouah y la avenida de las Fuerzas Armadas Reales (FAR).